Ethereum Classic comenzará a implementar soluciones inmediatas y futuras para estabilizar el hash rate y garantizar su seguridad, previniendo que nuevos ataques de 51% perjudiquen a la red. 

El equipo de desarrolladores de Ethereum Classic, la cadena que se separó de Ethereum en 2016, anunció una serie de soluciones de seguridad que comenzarán a implementar de forma inmediata para prevenir nuevos ataques de 51% a la red, como los que lamentablemente sucedieron hace poco. 

Denominado “Plan de Seguridad de la red ETC”, el documento presentado expone una serie de medidas que el equipo comenzará a implementar inmediatamente, como la cooperación constante de mineros confiables para mantener una tasa de hash estable, el monitoreo continuo de la red para identificar cualquier fallo o anomalía, coordinación con los exchanges para utilizar direcciones de listas blancas y tiempos de confirmación seguros para las transacciones, además de un sistema de arbitraje denominado Permapoint que impida las reorganizaciones de bloques y mantenga el consenso de los nodos en la red. Este último es un sistema desarrollado por el Equipo Central de ETC. 

Aunque estas implementaciones de seguridad son un gran paso que demuestra el compromiso de los desarrolladores de Ethereum Classic por mantener y garantizar la estabilidad de la red y de los usuarios, el verdadero plan para prevenir nuevos posibles ataques de 51% está en las soluciones que se presentan a futuro, entre las que destacan la migración de ETC hacia un nuevo protocolo de consenso y la integración de nuevas funciones como check-point o PirlGuard. Veamos de qué se tratan. 

Te puede interesar: Ethereum Classic sufre un ataque de 51 % por segunda vez consecutiva, que comprometió más de 5 millones de USD

A mayor tiempo, mejores soluciones y de mayor alcance

Las soluciones de seguridad a largo plazo, que tomarán entre 3 a 6 meses en implementarse, consideran el cambio en el algoritmo de minería que utiliza Ethereum Classic actualmente, el Ethash. En este sentido, el equipo de desarrolladores y la comunidad de ETC están decidiendo si esta migración se hará hacia Keccak-256 o RandomX, que son las dos alternativas actualmente en discusión. Para la implementación de este cambio, el equipo señala que realizarán una serie de pruebas, y que de resultar exitosas estarían migrando la red en aproximadamente 6 meses. 

“Si la comunidad decide a favor de un cambio de algoritmo de minería, podemos comenzar a trabajar hacia una de las siguientes dos opciones: cambiar a un algoritmo de minería compatible con GPU y ASIC como Keccak256; o un algoritmo compatible con CPU y resistente a ASIC como el RandomX desarrollado por la comunidad de Monero”.

Aunque hasta el momento la comunidad no ha decidido que algoritmo implementará, ETC afirma que utilizar Keccak-256 lo convertirá en un líder potencial con su propio algoritmo de minería. Keccak-256 le permitirá a Ethereum Classic salir de la “sombra de la red Ethereum”. 

Así mismo, ETC señala que para incrementar su resistencia a posibles ataques de 51%, la integración de nuevas características y funciones como check-point o PirlGuard son esenciales. Estas características, al igual que el cambio en el algoritmo de minería, pueden implementarse en ETC a través de un hard fork, aunque estas características tomarían un tiempo estimado de 3 meses. 

¿Qué es Keccak-256, RandomX, Check-point y PirlGuard?

Keccak-256 es un algoritmo basado en la función hash SHA-3. Se trata de un algoritmo de minería extremadamente flexible y con una fuerte resistencia a los ataques prácticos de búsqueda de colisiones. Su elaborado y novedoso diseño se basa en una función aleatoria que le permite actuar como una especie de esponja que introduce y emite cualquier cantidad de datos. Este algoritmo se utiliza principalmente en implementaciones de la red Ethereum y es compatible con la minería por GPU y ASIC.

Por su parte, RandomX es un algoritmo de minería por CPU que se basa en Proof of Work (PoW) diseñado para garantizar una alta seguridad y descentralización en Monero, la criptomoneda de la privacidad. Se trata de un algoritmo altamente seguro y confiable que es resistente a la minería ASIC y que está centrado en mantener la confiabilidad en los sistemas privados y anónimos. Para cumplir con estas características, RandomX utiliza complicados cálculos y una zona de trabajo aleatoria, algo que lo hace altamente resistente a los ataques de 51% por dispositivos ASIC y GPU. 

Ahora bien, check-point es un mecanismo que busca establecer y garantizar la existencia de un punto de control común al momento de identificar y reconocer una blockchain. La integración de estas características a ETC ayudarán a mitigar considerablemente los riesgos de reorganización de bloques, manteniendo la blockchain segura y estable. Por su parte, PirlGuard es una solución innovadora contra ataques de 51%. Esta característica establece que el protocolo no pueda sincronizarse automáticamente con cualquier rama de cadena pre-minada fuera de línea, sino que deba solicitar que los pares propongan la cadena más larga y pesada para extraer una serie de bloques de penalización. Con esta acción, PirlGuard tiene el potencial de garantizar la seguridad de ETC y hacer que los ataques futuros a la red sean altamente costosos. 

Por último, ETC señala que las implementaciones de las nuevas soluciones de seguridad para la red comenzarán en el mes de septiembre. 

Continúa leyendo: IA: ¿Por qué los fabricantes de equipos mineros de Bitcoin están migrando hacia la Inteligencia Artificial?

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments