Desde sus comienzos, Bitcoin y Blockchain prometían ser toda una revolución para el sistema financiero tradicional, y no hay que negar que este año la industria cripto fue protagonista de grandes acontecimientos que marcaron un hito en la historia, y que la acercan cada vez a cumplir con este objetivo. 

A punto de finalizar este 2020, en Bit2Me News queremos hacer un reconocimiento y retrospectiva de los logros más grandes que protagonizó la industria cripto, de Bitcoin, Blockchain y las criptomonedas, y que la llevan a un paso más cerca de revolucionar el mundo tal como lo conocemos; y no solo en el sistema económico y financiero, sino en todos los ámbitos de la sociedad. 

Desde la explosión y el rápido crecimiento de los ecosistemas de finanzas descentralizadas (DeFi), hasta la llegada de numerosos inversores institucionales y bancos tradicionales a Bitcoin, un increíble aumento y consolidación de los mercados digitales y la expansión de las CBDC, la industria cripto está viviendo grandes fenómenos que transformarán la forma en la que se desarrollan los sistemas a nivel global.

DeFi y su explosión este 2020

Uno de los fenómenos más grandes de este 2020 es, sin duda, la explosión de los ecosistemas DeFi. En menos de 6 meses, estos ecosistemas crecieron de manera exponencial, causando un gran impacto en los inversores deseosos de diversificar sus portafolios, y de disponer de alternativas capaces de generar grandes riquezas. 

Las DeFi son la evolución de las finanzas tradicionales, ya que tienen el potencial de ofrecer los mismos servicios que las empresas convencionales, pero de manera descentralizada y eficiente. Además, gracias a su caracter digital, incorporan nuevos instrumentos financieros que ofrecen nuevas oportunidades para los inversores; aunque no hay que olvidar que se trata también de alternativas con altos riesgos. Aún así, el potencial que ofrece este sector de la industria cripto ha causado gran frenesí y entusiasmo este 2020, y muchos inversores temerarios se arriesgaron a entrar en estas alternativas para generar altos e increíbles rendimientos. 

Crecimiento de los ecosistemas DeFi 2020.
Fuente: DeFi Pulse

La gráfica de crecimiento que muestra el proveedor de datos DeFi Pulse habla por sí misma. Este sector de las finanzas digitales, que comenzó el año con menos de 700 millones de dólares en liquidez total, hoy supera los 13,9 mil millones de dólares, e incluso alcanzó los 14 mil millones. Así, con un crecimiento de casi el 2.000%, DeFi ha resultado uno de los sectores de la industria cripto más favorecidos este 2020.

Yield farming, rendimientos e incentivos por liquidez

Como ya mencionamos, en DeFi, los inversores pueden encontrar productos financieros tradicionales de forma descentralizada y sin un tercero de confianza, pero también pueden encontrar productos innovadores propios de esta industria. 

A mediados de año, la llegada de la yield farming o agricultura de rendimiento originó todo un revuelo en la industria digital. Los inversores vieron una increíble oportunidad para hacer crecer sus fondos e inversiones y los ecosistemas DeFi comenzaron a ganar una mayor popularidad. La yield farming le permite a los usuarios depositar fondos en uno o más protocolos DeFi, para aportar liquidez y generar intereses y otros incentivos por ello; luego, los incentivos y ganancias que reciben pueden depositarlos en otro protocolo con el mismo fin, y seguir generando rendimientos. Así, los inversores podrán ganar altas recompensas por su inversión inicial, y obtener rendimientos extras sobre esas mismas ganancias. 

Préstamos flash, accesibilidad a fondos sin garantía

Luego, la introducción de otro producto innovador en el ecosistema financiero descentralizado volvió a causar gran frenesí entre los inversores. Los flash loans o préstamos flash son esa opción que muchos participantes de DeFi estaban esperando, aunque también ha resultado ser un producto de alto riesgo para esta industria y sus inversores. Los préstamos flash le permiten a los usuarios experimentados en contratos inteligentes (smart contracts) solicitar préstamos sin garantía, utilizando los fondos depositados de un mismo protocolo para hacer operaciones de intercambio de tokens que les generen rendimientos; todo dentro de una misma transacción. 

Con estos préstamos, algunos usuarios han tenido la suerte de generar miles y cientos de miles de dólares en los pocos segundos que dura una transacción, utilizando una inversión mínima de menos de 100 $ USD para los gastos de comisión y Gas que consumen estas operaciones. Pero, como ya mencionamos, se trata de usuarios con conocimiento y experiencia en programación y en las nuevas tecnologías.

Como dato curioso en el ecosistema DeFi, este 2020 vimos a varios hackers realizar hazañas innovadoras para robar los fondos depositados en protocolos DeFi, y luego devolverlos a los usuarios después de un bombardeo de miles de historias tristes, como el caso de Value DeFi y dForce

Llegada de inversores institucionales y bancos tradicionales a Bitcoin

2020 será recordado como el año en que las instituciones financieras tradicionales se adentraron en el universo de Bitcoin; y también, los bancos tradicionales. 

En lo que va de año, empresas como MicroStrategy, Square, Massachusetts Mutual Life Insurance Co. (MassMutual), One River y Stone Ridge comenzaron a invertir en Bitcoin. MicroStrategy, quien se posiciona y mantiene como el mayor inversor institucional de esta criptomoneda hasta ahora, cuenta con un total de 70.470 BTC en su poder, y ha decidido continuar transformando gran parte de su reserva de efectivo en esta criptomoneda, de acuerdo con su Política de Reserva del Tesoro, para protegerse de la devaluación del dinero fiat y la inflación. 

El segundo inversor institucional más grande de Bitcoin este año es One River, que reveló a mediados de diciembre una inversión de más de 600 millones de dólares en la criptomoneda. Le siguen Stone Ridge y MassMutual, con 105 millones y 100 millones de dólares en Bitcoin, respectivamente. Y por último, Square, que también invirtió una importante suma de 50 millones de dólares en esta criptomoneda en el mes de octubre. 

Banca tradicional: servicios de custodia y trading para criptomonedas 

Así mismo, Bitcoin, las criptomonedas y las stablecoins también llegaron a los bancos tradicionales este año. La Oficina del Interventor de la Moneda de los Estados Unidos (OCC), autorizó a los bancos comerciales para ofrecer servicios de custodia para criptomonedas y activos digitales. Del mismo modo, el regulador de Nueva York, el Departamento de Servicios Financieros (NYDFS), aprobó la inclusión de 10 criptomonedas para operaciones de trading y la prestación de servicios de custodia dentro del estado.

En otros países del mundo, como Rusia y Suiza, los bancos comerciales también comenzaron a ofrecer servicios de custodia de criptomonedas para sus clientes y usuarios. El Gazprombank, uno de los bancos más grandes de Rusia, señaló que ofrecerá servicios de custodia para criptomonedas, y que además permitirá las operaciones de intercambio con Bitcoin entre sus clientes institucionales. Por su parte, el Basler Kantonalbank (BKB) de Suiza ofrecerá servicios de inversión con Bitcoin a través de una subsidiaria, permitiendo a sus clientes comerciar activamente con la criptomoneda. En España, el BBVA también se unió a la iniciativa de ofrecer servicios con activos digitales desde su subsidiaria en Suiza.

Paypal, el gigante de los pagos electrónicos, también recibió las criptomonedas y los activos digitales dentro de su plataforma este año. La multinacional de pagos aperturó sus servicios de compra, venta y almacenamiento de criptomonedas a través de su plataforma a mediados de noviembre.

La industria cripto dentro del sistema tradicional

Así como la banca tradicional integró servicios con criptomonedas y activos digitales este año, empresas de la industria cripto también se adentraron en el sistema financiero tradicional. 

El primer banco crypto, constituido por una empresa de servicios financieros de criptomonedas en Estados Unidos, fue Kraken Financial, que se convirtió en el primer banco digital de criptomonedas en ofrecer servicios de la banca comercial y de inversión a los usuarios de cripto activos en este país. Le siguió Avanti Financial, el segundo banco crypto constituido en los Estados Unidos. 

Así mismo, las iniciativas más recientes en este ámbito son de BitPay, un procesador de pagos con criptomonedas, que solicitó a la OCC la aprobación para organizar y operar un banco fiduciario nacional, que opere de acuerdo con las disposiciones de la Ley de Bancos Nacionales enmendada de los Estados Unidos. Mientras tanto, Paxos, el emisor de la stablecoin PAX, también le solicitó la aprobación de status bancario al regulador estadounidense, alegando que recibir un estatuto nacional de Trust Bank le permitirá expandir sus servicios de manera objetiva, y atender a los clientes en todo el país de la manera más eficiente posible.

Todas estas participaciones de la industria digital en la banca tradicional, y de la banca tradicional e inversores institucionales en la industria digital, le permitieron a esta industria crecer y consolidarse aún más este año, reflejando un crecimiento exponencial de los mercados digitales este 2020. 

Aumento y consolidación de los mercados digitales

La reina de las criptomonedas, Bitcoin, líder de los mercados por ser la de mayor capitalización en el mundo, ha crecido cerca de un 250% este año, y ha marcado nuevos máximos históricos desde aquel 17 de diciembre de 2017, cuando alcanzó los 20.000 $ USD por unidad. 

Pues bien, la participación institucional en Bitcoin ha hecho que la criptomoneda crezca en valor; esto, como presumen muchos analistas y expertos, se debe al incremento en la seguridad y confianza que genera la llegada de grandes actores institucionales. Este año, a solo 1 día de cumplirse 3 años del máximo histórico de 2017, Bitcoin alcanzó nuevamente los 20.000 $ USD. Luego, ese mismo día, y en los días posteriores, marcó nuevos máximos de 21K, 22K, 23K y hasta 24K; siendo su máximo histórico, hasta la fecha, de 24.225 $ USD, según muestra CoinGecko

Rendimiento de Bitcoin 2020.
Fuente: CoinGecko

La capitalización de mercado total de esta criptomoneda también superó nuevos máximos, ubicándose actualmente en los 438,8 mil millones de dólares, pero llegando a superar los 441 mil millones. Con estos valores, si Bitcoin fuera un banco, sería el mayor banco del mundo por capitalización de mercado, superando incluso a gigantes como JPMorgan, ICBC (Industrial and Commercial Bank of China) y Bank of America.

La subida de Bitcoin beneficia a otras criptomonedas

Si bien Bitcoin es la líder de las criptomonedas, no hay que olvidar el papel de importancia que desempeñan otros activos digitales en la industria cripto. Ethereum, XRP, Chainlink, Bitcoin Cash, y varias otras criptos, crecieron exponencialmente durante el rally alcista de BTC. 

Así mismo, el mercado de las criptomonedas, en general, también vio la llegada de un crecimiento exponencial y de nuevos máximos. A la fecha de esta publicación, la capitalización de las criptomonedas mantiene un valor de 646.593.013.623 $ USD (646,5 mil millones de dólares). 

Nace Ethereum 2.0, la actualización más esperada de la cripto comunidad 

Ya hemos dicho que 2020 es un año de grandes logros para la industria cripto, pues también este año la actualización más esperada de la cripto comunidad vio la luz. Ethereum 2.0 comenzó oficialmente este 1 de diciembre, luego de que miles de validadores depositaran más de los 524.288 ETH requeridos inicialmente para la activación de la red. De hecho, son muchos más, ya que al momento de esta publicación, ETH2.0 cuenta con 2.011.554 ETH depositados y contando. 

ETH2.0 es la actualización que migrará a Ethereum del protocolo Proof of Work al protocolo Proof of Stake, eliminando la necesidad de mineros en la red, y mejorando significativamente su escalabilidad y nivel de seguridad. Aunque la nueva red estará completa dentro de unos 2 años aproximadamente, su inicio este 2020 es un hecho verdaderamente importante y trascendental para toda la industria cripto. 

La expansión de las CBDC, las monedas de los bancos centrales

Muchos países se han sentido amenazados por el carácter descentralizado, distribuido y global que tienen las criptomonedas, por lo que están optando por desarrollar sus propias monedas digitales soberanas. Las CBDC (Central Bank Digital Currency) o las monedas digitales de los bancos centrales, serán las representaciones digitales de las monedas fiduciarias de cada nación; esto con el objetivo de no perder el control y dominio que tienen los gobiernos y los bancos centrales sobre la sociedad. 

Hasta ahora, el país que lidera este desarrollo es China, que ya ha realizado numerosas pruebas privadas y públicas, y ha regalado millones de yuanes digitales, para evaluar la eficiencia y usabilidad de su moneda digital CBDC, llamada DCEP o yuan digital. También en este desarrollo participa el Banco Central Europeo (BCE), que ya anunció planes de comenzar pruebas pilotos al criptoeuro a inicios de 2021. En Europa, el Société Générale de Francia y el Banco de España también desarrollan pruebas sobre esta nueva moneda digital, y más recientemente, la Asociación Bancaria Italiana (ABI).  

Otros países que también analizan la posible emisión de una moneda digital CBDC son Estados Unidos, Canadá, Rusia, Reino Unido, Lituania, Corea del Sur, Japón y Brasil. 

Continúa leyendo: Blockchain, una tecnología con alto potencial disruptivo y transformador

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments