La Comisión Europea acaba de actualizar su lista de piratería digital, incluyendo a la popular aplicación de mensajería instantánea Telegram.

Según la Comisión Europea (CE), una de las organizaciones de la Unión Europea (UE) que ejerce funciones en el ámbito legislativo y ejecutivo, la aplicación de mensajería Telegram no ha hecho mucho por combatir la piratería informática, la falsificación y el spam dentro de su aplicación, por lo que es incluida en la nueva lista Counterfeit and Piracy Watch List de la CE. Esta lista engloba a todas aquellas aplicaciones, páginas webs, plataformas y servicios digitales que no cumplen con las normativas básicas para combatir estas prácticas en el mundo digital, y a su juicio, Telegram es una de ellas. 

La CE señala que Telegram se quedó corto en sus esfuerzos por combatir las malas prácticas de reproducción, apropiación y distribución de contenido digital de forma ilícita y con fines lucrativos. En el pasado, los desarrolladores de esta aplicación, han bloqueado una gran cantidad de canales donde se compartían copias piratas de libros, periódicos, revistas y más, a cientos de miles de usuarios en todo el mundo, pero parece que estos esfuerzos no fueron suficientes para la Comisión Europea. 

El informe de la organización señala que la inclusión de Telegram a esta lista se realiza a petición de las industrias editorial, musical y de radiodifusión, que acusan a la aplicación de permitir la creación de canales públicos, donde se unen miles de usuarios, para compartir contenido no autorizado violando todos los derechos de autor de los creadores de contenido. En Telegram, informa el comunicado, se comparten música, libros, noticias, publicaciones, películas y programas de televisión sin ningún tipo de licencia ni control. 

Te puede interesar: La Unión Europea anuncia nuevas legislaciones para regular criptomonedas y stablecoins

Una práctica que pone en riesgo el empleo de miles de personas

Las prácticas de piratería, y los usuarios que buscan este tipo de contenido, se han acentuado mucho más durante la pandemia y las medidas de confinamiento a nivel mundial. Aunque a simple vista la piratería informática pueda no parecer tan grave, la Comisión Europea señala que esta práctica, junto a la piratería y falsificaciones de otras industrias, ha acabado con cerca de 680.000 puestos de trabajo en toda la Unión Europea este 2020. 

En su comunicado, la CE explica que las falsificaciones de productos físicos y digitales generaron una pérdida de ingresos de hasta 50.000 millones de euros, lo que es equivalente al 6,4% de las ventas de la UE en varios sectores, incluidos la moda, relojería, calzado, electrónicos, juegos digitales, música, y más, y a una pérdida total de 671.435 puestos de trabajo en la región. 

En cuanto a Telegram, al Comisión Europea también señala que en los canales donde se comparten productos sin licencia, los suscriptores también comparten enlaces a otros sitios webs que albergan y ofrecen contenido protegido por derechos de autor y hasta mercados que venden productos farmacéuticos falsificados que pueden arriesgar la vida de sus consumidores.

Poca capacidad de respuesta, según denunciantes

Así mismo, la CE señala que los denunciantes de la aplicación revelan que Telegram no tiene una capacidad de respuesta óptima para combatir estas prácticas dentro de su plataforma, que actualmente alberga a más de 400 millones de usuarios activos al mes. 

“Telegram es incluido en esta Lista de Vigilancia porque las partes interesadas informan de que no hay una respuesta contundente cuando denuncian infracciones”. 

No obstante, la plataforma se defiende señalando que ha implementado medidas para cerrar canales donde se comparten productos no autorizados, además señala que su capacidad para luchar contra el terrorismo y el abuso infantil ha sido bastante efectiva. Los creadores de la aplicación también indican que no toleran ningún contenido malicioso en su plataforma, y que una vez sea denunciado por la Autoridad para la Garantía en las Comunicaciones (AGCOM) o por usuarios vía correo electrónico, el contenido se borra en las siguientes 24 horas. Telegram citó como ejemplo sus acciones en contra de 26 canales en Italia, donde se compartía contenido pirata, que fueron cerrados inmediatamente a solicitud de AGCOM. 

Una advertencia para la toma de conciencia

La inclusión de Telegram a esta lista no tendrá ninguna repercusión legal, sino que se realiza con la finalidad de advertir a sus creadores que deben reforzar sus medidas para mitigar y detener las prácticas de falsificación y piratería informática dentro de su plataforma. La lista también expresa la inconformidad de muchos representantes de industrias con esta aplicación y busca crear conciencia entre los ciudadanos para que también tomen iniciativas que contrarresten los efectos de estas prácticas, evitando participar dentro de los grupos y canales que exponen contenido sin licencia ni derechos de autor. 

Continúa leyendo: Comisión Europea desarrolla red blockchain para servicios públicos transfronterizos

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments