El Consejo de Estado de China informó que el país continuará fortaleciendo las medidas enérgicas contra el comercio de criptomonedas, mientras que el ex gobernador del PboC manifiesta su preocupación por el éxito de DeFi. 

En la reunión del segundo semestre del Comité Central del Partido y el Consejo de Estado de China, celebrada el pasado sábado, donde participó el Banco Popular de China (PboC), las autoridades financieras del país informaron que continuarán tomando medidas enérgicas contra el comercio de criptomonedas para minimizar los riesgos financieros de esta creciente industria, mientras que se comienzan a preocupar por las DeFi. 

Durante la reunión, los miembros del comité manifestaron que la potencia asiática ha estado implementando un conjunto de normativas y regulaciones para garantizar su estabilidad y sostenibilidad financiera y sus política monetaria, enfocándose en distintas áreas del sector. Ahora, para continuar garantizando su desarrollo económico y minimizar eficientemente los posibles riesgos financieros, el Banco Popular de China continuará fortaleciendo su regulación sobre el mercado de las criptomonedas, lo que sugiere que la industria podría sufrir una mayor represión en el país. 

Desde el segundo trimestre del año, China comenzó a aumentar la presión regulatoria sobre la industria cripto, prohibiendo a los bancos e instituciones financieras prestar servicios con bitcoin y otros criptoactivos, prohibiendo la interacción y operaciones comerciales con exchanges y plataformas de intercambio cripto y ejerciendo un estricto control sobre las empresas de minería bitcoin; a tal punto de obligar a muchos mineros a cerrar sus instalaciones y migrar fuera del país. 

Te puede interesar: China suma 8 provincias donde está prohibida la minería de Bitcoin y de criptomonedas

Mayor presión regulatoria

Yi Gang, gobernador del PboC, que estuvo presente en la reunión celebrada por el Comité Central del Partido y el Consejo de Estado de China, publicó las conclusiones de dicha reunión en la página web oficial del banco, en muestra de su apoyo a la decisión de seguir promoviendo el desarrollo de los servicios financieros tradicionales y continuar tomando medidas enérgicas contra la actividad comercial con criptomonedas. La política del PboC es controlar las posibles actividades ilegales que puedan ocurrir con estos activos digitales. 

Desde 2013, el gobierno de China ha estado implementando medidas regulatorias para controlar la industria de las criptomonedas. Sin embargo, desde el segundo semestre de este año, dichas medidas se han estado fortaleciendo e intensificando con el fin de ejercer un mayor y más estricto control sobre la criptoindustria que le permita al país garantizar su hegemonía económica mundial y preparar el terreno para la implementación del yuan digital el próximo año.

Las DeFi también están en la mira de China

El desarrollo de las criptomonedas en los últimos años ha despertado las alertas de los reguladores, que ven en los activos digitales potenciales riesgos para la estabilidad de sus sistemas financieros. No obstante, para muchos, una nueva amenaza despierta con el desarrollo y crecimiento de las finanzas descentralizadas, llamadas DeFi por sus siglas en inglés. 

Según las últimas declaraciones de Li Lihui, ex gobernador del PboC, las DeFi están comenzando a despertar preocupación entre los reguladores chinos. Lihui manifiestó que la mecánica detrás de las DeFi puede poner en peligro la estabilidad y la sostenibilidad del sistema financiero tradicional, debido a que este nuevo modelo de finanzas promueve la desintermediación total del sistema. 

Lihui explicó que los protocolos del ecosistema financiero descentralizado pueden llegar a acabar con el sistema financiero tradicional ya que facilitan y permiten a los usuarios la entrada y acceso a servicios financieros completamente descentralizados, de forma automatizada y libre de intermediarios. También, la volatilidad y la especulación son dos elementos presentes en las finanzas descentralizadas que pueden tener un gran impacto en los inversores y en el el sistema financiero. 

$71 millones depositados en DeFi

Las DeFi es un sector de la criptoindustria que ha tenido un crecimiento exponencial en último año. Según datos de DeFi Pulse, en el ecosistema de Ethereum las DeFi han crecido más de un 1.600% desde agosto del año pasado, cuando la liquidez de estos protocolos apenas superaba los 4.200 millones de dólares. Al momento de esta edición, las DeFi acumulan valor por más de 71.000 millones de dólares en la red de ethereum. 

Carrera contra la criptomonedas 

Además de las criptomonedas y DeFi, el PboC también está mirando a las stablecoins como una potencial amenaza para su estabilidad financiera, por lo que está preparando nuevas medidas para controlar los posibles riesgos, según informó hace unas semanas. 

Hasta ahora, los reguladores chinos quieren ejercer una mayor supervisión y control sobre la criptoindustria para ganarle la carrera a bitcoin y el resto de criptoactivos. China está a pocos meses de lanzar su propia moneda digital soberana, por lo que la presencia de criptomonedas descentralizadas y globales, como bitcoin, o monedas digitales privadas, como las stablecoins, dentro de su mercado podrían afectar sus planes de desarrollo y expansión.  

De momento, los reguladores de China no han prohibido por completo el uso de criptomonedas en el país. 

Continúa leyendo: China mira a Tether y anuncia “algunas medidas” contra los riesgos de las stablecoins

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments