Miguel Faus dirige “Calladita”, la primera película europea financiada con NFTs

Financiar largometrajes con NFT permite una libertad creativa total a los creadores y la participación de la comunidad.

El autor de La muerte de Don Quijote, el corto producido por la London Film School en 2016 y premiado como Mejor Corto Europeo en el Festival Internacional de Sitges está financiando Calladita, su primer largometraje, a través de una campaña de Non Fungible Tokens y Web3 Systems.

Calladita, basada en el corto homónimo del mismo nombre de Miguel Faus que busca caricaturizar a la burguesía catalana actual adoptando una visión diferente gracias a su protagonista, una empleada doméstica de la Costa Brava, es la primera película europea financiada con este método, una vanguardista alternativa al crowdfunding y a otras fuentes de financiación tradicionales.

El largometraje Calladita cuenta en su reparto con Antonio de la Torre (La Trinchera Infinita), con Emily Mortimer (Match Point), con Susana Abaitua (Patria) y con Paula Grimaldo, la protagonista del corto homónimo. Además, también se ha unido a este proyecto Julie Pacino, la hija de Al Pacino, quien ha conseguido levantar la primera película mediante NFT's y el actor Jim Cummings como productores. En cuanto a la fotografía, la ganadora del Goya Daniela Cajías (Las niñas) será la directora.

A continuación profundizamos un poco más en estos temas con Miguel Faus y revisamos los puntos más relevantes a tener en cuenta sobre cómo la Web3, la tecnología blockchain y los NFT's están suponiendo un cambio de paradigma para todo tipo de creadores y autores en general, y para la industria del cine en particular.

Antes de empezar a hablar sobre NFT’s y Web3, hablamos con Miguel sobre el largometraje “Calladita”, la adaptación de su corto homónimo preguntándole qué le inspiró a escribir esta historia, que quería transmitir con ella y por qué se decidió a ir más allá del corto y plantearse dirigir este largometraje.

Miguel nos explica que con esta historia buscaba retratar a la alta burguesía catalana en la actualidad (ya que el rodaje tuvo lugar en la Costa Brava), pero también a la burguesía actual nivel general, con una mezcla de sátira y también mucho realismo. De esta forma, buscando conseguir una visión diferente entrevistó a distintas empleadas del hogar para conseguir disponer de la documentación necesaria para poder crear esta crítica en forma de corto con Ana como protagonista, alejándose de manidos clichés y caricaturas simplistas. Faus nos explicaba que, mientras escribía el cortometraje, ya se dio cuenta de que estaba teniendo que dejar muchas anécdotas, historias y datos interesantes fuera, y por tanto mientras acababa de completarlo ya tenía claro que quería realizar un largometraje.

El corto Calladita se estrenó en el Festival de Málaga y participó en el London Short Film Festival y en la Semana de Cine de Melilla, dónde resultó ganador del Tercer Premio.

Continuamos la entrevista charlando con Miguel sobre su primer contacto con el mundo cripto, la blockchain, la Web3 y los NFT. 

En este punto, el director de Calladita nos explicaba que, si bien hace años que se había acercado al mundo blockchain y de las criptomonedas a nivel “amateur”, no se había decidido a adentrarse en la famosa “madriguera”, sobre todo por esa sensación que muchos individuos tienen en la actualidad con la tecnología blockchain de estar “llegando tarde”.

Faus nos explicaba que todo cambió cuando empezó a conocer más sobre los NFT's en 2021, cuando se dio cuenta del increíble potencial que esta tecnología suponía para la sociedad en general, y para los creadores de contenido en particular. De esta manera, empezó a adentrarse más y más en este universo destacando por encima de la tecnología a nivel de conocimientos técnicos la idea filosófica subyacente del cambio de paradigma que supone a la hora de establecer una relación mucho más directa entre creadores y públicos y de crear auténticas comunidades participativas alrededor de todo tipo de proyectos.

De hecho, Miguel Faus destaca que lo realmente extraño es la Web2. La Web3 hace mucho más sencillo todo el proceso y vuelve otorgar relevancia y a poner en el foco a los creadores y a los públicos, haciendo mucho más sencilla la interacción entre y la participación de ambos actores.

El corto Calladita se financió con crowdfunding y se llevó a cabo tras una semana de rodaje en la Costa Brava, pasando después por festivales como el Festival de Málaga, la Semana de Cine de Melilla, dónde ganó el tercer premio, o el London Short Film Festival. Preguntamos a Miguel por qué este cambio de financiación del crowdfunding o de otras formas de financiación más tradicionales a la idea de lanzar una campaña de financiación con NFT y nos contó lo siguiente.

Para el largometraje en España estaba apostando sobre todo por financiación pública y se dio cuenta de que de esta forma iba a ser realmente difícil poder sacar adelante su proyecto. De esta manera, cuando Miguel conoció los NFT's y todo su potencial lo tuvo claro y se decidió a convertir su largometraje en la primera película financiada con NFT en Europa.

Además, Miguel nos explicó cómo cuándo comenzó con este proyecto su película era la primera, pero en poco tiempo Julie Pacino, hija de Al Pacino, comenzó con su proyecto y consiguió levantar la primera película financiada con NFT's en tiempo récord. De esta manera, Faus tiene claro que este tipo de alternativa de financiación incipiente todavía en la industria del cine tiene muchos visos de convertirse en una alternativa realmente potente en el futuro, sobre todo porque, como indicábamos más arriba, permite cambiar por completo el paradigma existente hasta el momento, devolviendo la libertad creativa a los autores. Con la Web3 se consigue volver a la esencia de lo que fue Internet ya que con esta tecnología nadie controla esta herramienta de comunicación como ha venido sucediendo con la Web2 en los últimos años.

La Web3 permite descentralizar la propiedad y por tanto permite a los autores y directores gestionar y crear por completo sus propios proyectos, mientras el crowdfunding con NFT permite a los espectadores pasivos convertirse en financiadores activos o productores de los proyectos que más les interesen. Con este nuevo paradigma la comunidad puede tener acceso a todo el proceso de creación de la película y los autores y directores pueden mantener su libertad creativa de forma completa, ya que no deben asociarse con grandes estudios, afectando esta descentralización también en gran parte a las narrativas: que pasarán a ser mucho más variadas y multiculturales. 

El cine es una forma de arte que puede beneficiarse enormemente de la Web3 y de la descentralización. Numerosos actores de esta industria coinciden en cómo este tipo de proyectos independientes en el cine financiados y apoyados por las DAO y comunidades descentralizadas permitirán dotar a las historias de narrativas mucho más profundas y variadas al conseguir saltarse de un plumazo la conformidad de la industria y el control establecido por parte de los proveedores de la Web 2.0.

Sin duda la Web 3.0 supone por tanto una revolución para el cine, una de las industrias más centralizadas hasta el momento (y por este motivo también una de las más susceptibles de descentralización). El poder dejar atrás el dominio de las corporaciones sobre el cine y de esta industria sobre la financiación, sobre el marketing y sobre la distribución permite de una vez por todas empoderar a los creadores y al público, otorgando el poder a la comunidad para que toda la sociedad pueda disfrutar de un cine mucho más diverso que permite a todos los creadores de contenido encontrar la oportunidad de crear y distribuir su arte.

Además, preguntamos también a Miguel Faus si considera que desde el sector se está valorando positivamente la adopción de la tecnología blockchain y los NFT como alternativa de financiación o si existen algunas resistencias.

Faus nos explicaba que en la industria del cine no existen resistencias en este momento, sino desconocimiento. A pesar de ello, nos explicaba también que existe mucha curiosidad y muchas ganas de probar cosas nuevas e implementar este tipo de financiación a muchos más proyectos. De hecho, para cualquier productor el disponer de nuevas formas de financiación resulta sin duda especialmente interesante.

Calladita art collection: una colección de NFT's muy especial

En colaboración con diferentes artistas se ha desarrollado también la Calladita Art Collection. Miguel Faus nos hablaba también sobre ella y nos explicaba su interesante potencial.

La Calladita Art Collection es una colección de NFT's desarrollada en colaboración con diferentes artistas que está conformada por diferentes piezas de arte inspiradas en el film Calladita y creadas para esta Campaña. En este caso los beneficios se distribuirán a partes iguales entre los artistas y el presupuesto dedicado a la película.

En conclusión, apostar por alternativas tan interesantes y actuales como la aportada por Miguel Faus y su largometraje Calladita es apostar fuerte por la idea de que la Web3 y la descentralización pueden ayudar a que la industria del cine se convierta en algo mucho más diverso, con proyectos creados por cineastas a los que realmente les apasione lo que hacen y por comunidades implicadas en sacar adelante proyectos diferentes e interesantes.

Los NFT en el mundo del cine permiten empoderar a los creadores para que realicen los proyectos que realmente les apasiona realizar y a los públicos para que elijan las películas que quieren ver, para que puedan formar parte de su proceso de creación e incluso para que puedan adquirir la propiedad de una parte de ellas de forma directa y totalmente descentralizada, sin intermediarios. Seguiremos expectantes la evolución de este proyecto apostando porque sin duda los NFT en la industria del cine, y en muchos más escenarios de la creación de contenido a nivel global han llegado para cambiarlo todo.

¿Dónde puedo conocer más sobre "Calladita" y Miguel Faus?

TWITTER.

ESPACIO WEB.

Fuente de las fotografías y vídeo: Redes sociales y espacio web del director y del proyecto.