Con un gigantesco salto del 15,6% en las últimas 24 horas, Bitcoin celebra su cumpleaños número 12, desde el nacimiento del bloque génesis aquel histórico 3 de enero de 2009. 

El 3 de enero de cada año se convirtió en una fecha especial para todos nosotros, un día que marcó el comienzo de una nueva era para nuestra sociedad; pues Bitcoin (BTC), la criptomoneda más popular y conocida hoy en día, nació en esta fecha, exactamente hace 12 años. Y aunque para ese momento, el lanzamiento de esta criptomoneda fue significativo solo para unos pocos, hoy día somos millones de personas alrededor de todo el mundo los que somos conscientes de lo que es y lo que representa Bitcoin: ¡Libertad! Por eso, en Bit2Me News dedicamos un espacio para celebrar, junto a nuestros lectores, el aniversario de la innovación tecnológica más importante de nuestros tiempos. 

El nacimiento de una nueva era

Aunque para algunos aún pueda sonar un poco exagerado, el nacimiento de Bitcoin marcó un antes y después en nuestra sociedad, pero para entenderlo mejor, demos un breve repaso por la situación económica que se vivía cuando Bitcoin llegó al mundo. 

En 2006, estalló la burbuja inmobiliaria en Estados Unidos. Los bancos y las instituciones financieras concedieron créditos hipotecarios de alto riesgo sin ningún tipo de control, lo que llevó al colapso del sector inmobiliario en ese país y originó luego una crisis inmobiliaria y bursátil, que se fue extendiendo hasta convertirse en la Gran Recesión para 2008. Las medidas tomadas por el banco central y el gobierno de Estados Unidos de ese entonces, para controlar la crisis y rescatar financieramente a los bancos de sus problemas de liquidez, precipitó una corrida bancaria, donde millones de personas se apresuraron a retirar sus fondos y ahorros de los bancos en poco tiempo, llevando a varias de las entidades bancarias de este país a la quiebra total. Esto, a su vez, provocó que las grandes bolsas y mercados de valores también se derrumbaran y que la crisis económica se extendiera a nivel mundial, afectando a todo el sistema. 

La Gran Recesión de 2008

Para 2008, la crisis de empleo, la crisis alimentaria, la sobrevaloración de los productos, la caída de ingresos de la recaudación fiscal, y muchas otras consecuencias más, llevaron a los gobiernos a realizar recortes sociales para protegerse a sí mismos, dejando la responsabilidad de sus propios errores, y sus consecuencias, sobre millones de personas que quedaron sin empleo, sin alimentos y sin hogar. El pánico, el caos, la incertidumbre y la indigencia que se vivía para esa época, y que aún tiene consecuencias a la fecha, deja expuesto y bien en claro la ineficiencia, la ineptitud y el fracaso del sistema bancario y financiero tradicional, y del rayo de luz y esperanza que es Bitcoin. 

Te puede interesar: Especial Bitcoin: Festejando el aniversario Nº 12 desde la publicación de su whitepaper

Presentado por primera vez el 31 de octubre de 2008, en un documento técnico llamado el Whitepaper de Bitcoin, su creador, Satoshi Nakamoto, explicó lo que sería la primera moneda virtual del mundo, completamente descentralizada e independiente de los bancos, que mostraba un gran potencial para derrumbar el viejo esquema desequilibrado y fraudulento del sistema financiero tradicional. Una criptomoneda gobernada por su propia comunidad, capaz de devolverle un absoluto control y libertad financiera a todos sus usuarios. 

El Génesis de las criptomonedas

Aunque Satoshi Nakamoto presentó Bitcoin por primera vez en octubre de 2008, no fue sino hasta el 3 de enero de 2009 que el nuevo sistema descentralizado vio la luz. Fue en esta fecha cuando se creó el primer bloque de la red Bitcoin, conocido como el Bloque Génesis, que además también es el “Génesis” (o la creación) de todas las criptomonedas que conocemos hoy en día, que se generaron después de la llegada de Bitcoin. 

El bloque génesis de Bitcoin que se generó el 3 de enero de 2009 contiene una única transacción, por ser el primer bloque sin predecesor de la red, pero también contiene un dato curioso que quedará inmortalizado dentro de la blockchain para siempre. La coinbase de este bloque contiene un titular del periódico The Times, donde se lee: “El Canciller (británico) está considerando un segundo programa de rescate a la banca”.

Este mensaje, para toda la comunidad cripto, es una clara revelación que refleja la visión de Satoshi Nakamoto con su creación. Un acto de heroísmo y rebeldía en contra de un sistema nefasto que tanto daño ha causado a la sociedad y que busca forjar un nuevo camino de justicia y equidad para todos nosotros. Bitcoin es la semilla que se plantó para dar lugar a un nuevo modelo financiero descentralizado, libre del dominio y la voluntad de los gobiernos; que al final, sin importar si sus decisiones y acciones son aceradas o erradas, nunca les afectan directamente a ellos, sino a la sociedad, inocente y desprotegida.

Blockchain, otro gran hito para la historia 

Si bien Bitcoin es símbolo de libertad y poder propio, no hubiera sido posible sin lo que conocemos como Blockchain, o cadena de bloques. Esta tecnología, la tecnología subyacente detrás de Bitcoin, es lo que le da vida al concepto de moneda digital o criptomoneda descentralizada. Gracias a su modo de funcionar, Bitcoin puede llevar un registro único, detallado, transparente e inalterable de todas las operaciones comerciales que se realizan con la criptomoneda. 

La blockchain de Bitcoin es mantenida por miles de ordenadores, conocidos como nodos, que están interconectados a la red, sin importar el lugar o la ubicación geográfica desde donde se encuentren. Cada uno de estos nodos guarda una copia idéntica de la blockchain, que se actualiza constantemente, garantizando la descentralización total de la red y resolviendo el problema de doble gasto al que se enfrentaron los intentos de monedas digitales anteriores a Bitcoin, que no alcanzaron el éxito. 

Los primeros días de Bitcoin

Bitcoin es una de las criptomonedas más exitosas de hoy en día, la más conocida y popular y la más adoptada en el mundo, y no solo por desarrolladores y usuarios comunes, sino también por inversores minoristas e institucionales, que se arriesgaron a buscar nuevas alternativas de inversión y adoptaron a Bitcoin como su primera y más confiable opción. A pesar de esto, y de su increíble precio y valorización actual, Bitcoin nació como una moneda digital que no tenía ningún valor, y que era conocida, debatida y utilizada solo por algunos fans, programadores y cypherpunks que participaban en foros donde se defendía el derecho a la privacidad con técnicas criptográficas. 

2011, la paridad con el dólar estadounidense

La primera vez que Bitcoin alcanzó la paridad con el dólar estadounidense fue a inicios de 2011, y luego en abril de 2013 alcanzó y superó la marca de los 100 $ USD. El 27 de noviembre de ese mismo año, Bitcoin llegó a valer 1.000 $ USD por unidad, aunque en los años posteriores experimentó una gran caída y volatilidad y se mantuvo oscilando entre los 350 $ y 650 $ USD. Luego, en 2017, el año que hasta hace poco recordábamos como el mejor año de Bitcoin, la criptomoneda alcanzó nuevos niveles, superando los 5.000 $, 10.000 $, 15.000 y hasta los 20.000 $ USD por unidad, aunque el ascenso meteórico no se mantuvo y el precio de Bitcoin se vino abajo por diferentes motivos y acontecimientos en los años posteriores. 

2020, la inversión institucional llega a Bitcoin

Así, llegamos a 2020, el año en que una nueva crisis mundial, acelerada por una pandemia, nos azotó, mostrándonos nuevamente la cara oculta del sistema financiero tradicional. 

2020 será recordado como el año en que los gobiernos del mundo comenzaron nuevamente a imprimir grandes cantidades de dinero para sobreponerse a la crisis y no verse afectados, devaluando el valor de las monedas fíat y, por ende, la capacidad de ahorro y el poder adquisitivo de la sociedad. 2020 también será recordado como el año en que las instituciones financieras comenzaron a depositar su confianza en Bitcoin, con miles de millones de dólares invertidos en esta criptomoneda para escapar de la crisis de la inflación y devaluación del dinero fíat; y el año en que grandes inversores multimillonarios comenzaron a apreciar a Bitcoin como un activo de inversión alternativo y mucho más rentable que el oro, haciendo que el precio de Bitcoin crezca meteóricamente. 

De hecho, varios analistas consideran que la inconformidad de la sociedad con las decisiones financieras de los bancos centrales y los gobiernos en esta nueva crisis, que se veía venir desde hace algunos años pero que fue acelerada por la llegada y expansión mundial del COVID-19, y que aún tiene vestigios de la Gran Recesión de 2008, harán que Bitcoin se vea mucho más como una alternativa de solución viable al desastre financiero que provocan los grandes bancos con sus inmoderadas y exageradas medidas. En 2020, Bitcoin rompió nuevos máximos históricos, superando los 20.000 $ USD logrados en diciembre de 2017, y finalizando el año con un valor máximo de 29.300 $ USD. 

2021, un año que promete ser increíble para la industria

Como 2020 fue un año grandioso para Bitcoin, 2021 no podía comenzar con menos, así que este año inició a lo grande para esta criptomoneda, y a pocos días de haber alcanzado nuevos valores máximos, Bitcoin está rompiendo nuevos niveles, y para este cumpleaños número 12 llegó a un valor de 34.684 $ USD; un gran motivo de celebración para toda la comunidad cripto.

Así mismo, en la red social Twitter, Bitcoin vuelve a ser tendencia en varios países, como España y Argentina; además, ocupa el lugar Nº 16 entre las monedas más importantes del mundo por capitalización. 

Bitcoin, la promesa de un cambio 

Aunque el futuro aún es incierto, todos los acontecimientos que está causando Bitcoin, y todas las señales que nos muestra, nos dan seguridad de que este sistema llegó para quedarse, y que la criptomoneda continuará creciendo y consolidándose a lo largo del tiempo. 

La adición de nuevos inversores cada día aseguran el crecimiento orgánico de Bitcoin ; las inversiones millonarias de decenas de empresas dedicadas a la minería de Bitcoin, en instalaciones y nuevos equipos de minería, aseguran, fortalecen y robustecen la red; la innovación de muchas otras, de generar energía económica y sostenible a través de desperdicios, como el gas asociado en las explotaciones petroleras, también nos demuestran el interés a largo plazo de garantizar la sostenibilidad de esta actividad sin afectar el medio ambiente; la creación de nuevos productos e instrumentos de inversión basados en Bitcoin, y el creciente interés institucional por la inversión en BTC a medida que la criptomoneda se vuelve más escasa, nos da confianza en que su precio se mantendrá más estable que en el pasado y que continuará creciendo y consolidándose en el futuro. 

Al cierre de esta edición, Bitcoin cuenta con un valor de 33.504 $ USD, y su capitalización de mercado supera los 625 mil millones de dólares, sobrepasando la capitalización de muchas empresas y compañías multimillonarias, incluida Berkshire Hathaway de Warren Buffett, que en mayo de 2018 llegó a burlarse de Bitcoin, afirmando que esta criptomoneda no está creando nada y que probablemente se convertiría en “veneno para ratas al cuadrado”.

Continúa leyendo: Satoshi Nakamoto vivió en Londres y Bitcoin nació allí, sugiere un nuevo informe

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments